#u16orotava2018

San Isidro vs Gran Canaria

Partido correspondiente a la segunda jornada del torneo internacional cadete Villa de La Orotava 2018. Club baloncesto San Isidro y Club baloncesto Gran Canaria midieron sus fuerzas en un partido muy especial para Néstor Luis, quien volvía al colegio de los Salesianos para enfrentarse a sus ex-compañeros, con quienes tuvo el detalle de regalarles su camiseta de la selección española.

El primer cuarto comenzó con confusión en el salto inicial, ya que ambos jugadores se colocaron en disposición de atacar en el aro en el que no realizaron el calentamiento. Se detuvo el partido porque ambos entrenadores se dieron cuenta. Sin embargo, el árbitro principal ,Trujillo, aplicando muy bien el reglamento decide que se siga jugando así. Pese a ello, un enchufado San Isidro logra a base de garra jugarle de tú a tú al equipo grancanario (11-15 a falta de 4 minutos para el fin del primer período). La calidad y superioridad física del Granca era respondida con buenas acciones de los orotavenses, quienes lograban mantenerse en el partido con una dura defensa y acierto exterior (16-22 a 2 minutos del final). No obstante, un 0-7 de parcial a favor del Granca hizo que el primer cuarto terminara con 16-29 para el filial de ACB.

El segundo cuarto el San Isidro recupera el espíritu del inicio del partido. Y así, un mate de Néstor Luis era respondida con una canasta de Jorge Rodríguez. Además, dos triples consecutivos de Luis Schonfeld y Pablo Estévez confirmaban que el San Isidro no quería perderle la cara al partido( 24-33 en los tres primeros minutos de este cuarto).

El club amarillo, bien dirigidos por el base Luis López, se despegaba en el marcador, pero las grandes acciones individuales de Luis Schonfeld (9 puntos y 11 de valoración hasta ese momento) mantienen al “Sani” vivo al descanso (28-44).

El tercer cuarto comienza con un parcial de 0-8 a favor del Gran Canaria que obliga al entrenador local, Pedro González a pedir tiempo muerto. El dominio de Nestor Luis y de Berthe Suleimane bajo los aros permitía que los canariones se fueran en el marcador. Sin embargo, la actitud de los locales es de elogiar. Con un destacado Eduardo Rodríguez por parte del San Isidro, se llega al final del cuarto con un 45-70. En el último periodo, la superioridad de altura del Gran Canaria sigue marcando las diferencias. Esta vez con Kany Tchanda y Suleimane como protagonistas.

Sin embargo, la jugada del partido tiene un protagonista local, Pablo Estévez. El guanchero nos deleitó con un “coast to coast” con caño incluido que provocó los aplausos del público presente en el colegio de los Salesianos. Finalmente el partido termina con victoria a favor del Gran Canaria por 55-96.